August 17, 2022
El pueblo tomó una mansión presidencial

Sri Lanka vive la peor de las crisis desde que se independizó de Gran Bretaña, allá por 1948. El país -una isla frente a las costas de la India, llamada antiguamente Ceilán- padece gravísimos problemas económicos, que ayer derivaron en una “pueblada” sin precedentes. Miles de personas coparon las calles de Colombo, la capital, y en plena manifestación irrumpieron en el palacio presidencial.

El mandatario, Gotabaya Rajapaksa, huyó de la residencia protegido por el Ejército y, de acuerdo con lo informado por el titular del Parlamento, abandonará el miércoles el cargo. “El presidente ha sido escoltado hacia un lugar seguro”, reveló una fuente de su gabinete. La renuncia de Rajapaksa podría descomprimir un poco la situación, aunque está lejos de representar la solución para un país que sufre escasez de combustibles, de alimentos y de medicamentos debido a la falta de divisas. Todo sumado a una alta inflación, que mantiene a la población de 22 millones de habitantes en una permanente sensación de angustia.

Sri Lanka lleva meses con cortes de electricidad, largas filas de espera para cargar nafta y un alza de precios récord, lo que generó frecuentes manifestaciones y disturbios masivos. En ese marco, la Policía reprimió varias marchas y el saldo fue de decenas de heridos.

Numerosos videos subidos ayer a las redes sociales muestran lo sucedido en el interior del palacio presidencial. La gente recorrió las instalaciones, se instaló en los sillones y aprovechó para bañarse en la pileta de natación. Algunos accedieron a la zona de dormitorios y se sacaron fotos recostados en la cama de Rajapaksa. La mayoría portaba banderas y todos se unían para entonar canciones contra el Gobierno.

Analistas explican que el colapso se debe, en buena medida, a la pandemia de coronavirus, ya que privó a la isla de las divisas del sector turístico. Esto se vio agravado por una serie de malas decisiones de Rajapaksa, que contribuyeron al mal humor social.

El gobierno declaró una moratoria sobre su deuda externa de 51.000 millones de dólares, pero requiere con urgencia una ayuda de 6.000 millones de dólares. Espera que esos fondos lleguen del Fondo Monetario Internacional y de países como India y China.

Read More

Leave a Reply

Your email address will not be published.